Una de las modalidades de Google Helpouts en colaboración con Roseta Stone sirve para aprender idiomas en videoconferencias.

Dentro de la plataforma de Hangouts de Google, en la cual se puede por ejemplo ver distintos temas de acuerdo al gusto de la persona, se puede disfrutar de una verdadera accesibilidad que permitirá, de por sí, despejar muchas dudas acerca de las lenguas que se quieren aprender en un determinado momento.

Esta facilidad que ahora presenta Google dentro de su configuración específica con los Hangouts, se une por ejemplo al servicio de traductor que desde hace un buen tiempo tiene el buscador de Internet más famoso del mundo.

La forma de operación de Helpouts de Google para aprendizaje de idiomas es muy sencilla: primero, la persona tiene que estar vinculada al servicio de Hangouts de Google. Seguidamente, busca el idioma de su preferencia o sobre el cual tenga dudas específicas, y a continuación entonces busca dentro de un índice temático el video o los videos correspondientes que le ayudarán a despejar sus dudas.

Este servicio, por supuesto, acrecienta la importancia de Google dentro de un marco tanto institucional como referencial dentro de lo que el público web conoce con el nombre de apoyos o video tutoriales.

Esta forma de enseñanza, de igual forma, es un complemento muy importante que puede ser necesario, en muchos casos, para la adecuada resolución de inconvenientes que de otra forma no podrían ser aclarados hacia otro tipo de alumnos que están interesados en una formulación mucho más interesante y provechosa para sus capacidades.

Eso es precisamente lo bueno de los Helpouts de Google en relación con el aprendizaje de idiomas: se puede denotar que, independientemente de lo que cada estudiante quiere aprender, cada uno va a su propio ritmo, y esto también genera un factor desequilibrante en pro de acceder a una mayor resolución idiomática que, de pronto, no puede ser tenida en cuenta por muchos factores que influyen dentro de un marco de enseñanza normal.

Los Google Helpouts no tienen la menor intención, a nuestro juicio, de reemplazar otros métodos de estudio tradicionales, sino que simplemente se quieren corroborar como una ayuda más dentro del enorme panorama de posibilidades que existen para aprender un determinado idioma.

Por supuesto que la plataforma de Helpouts de Google se puede unir con otros métodos de aprendizaje que adquieran de por sí los estudiantes, pero esto ya es personal.

google-helpouts-ayuda-para-aprender-idiomas

Leer entrada anterior
Variedad de idiomas no es tenida en cuenta por muchísimas empresas

La variedad de idiomas o una estrategia de contenido multilingüe, no es tenida en cuenta por el 60% de las...

Cerrar